Panamá: Restitución inmediata de Gerardo González a su puesto.

Gerardo GonzálezEl gobierno de Martinelli debe acabar con la persecución sindical y restituir a los sindicalistas despedidos.

El despido de Luis Lee y de Gerardo González del Seguro Social de Panamá es un acto más de los ataques a los dirigentes sindicales que luchan contra los recortes y las políticas neoliberales en Centroamérica.

Luis Lee es el secretario de conflictos de ANFACSS (Asociación Nacional de Funcionarios Administrativos de la Caja del Seguro Social), Gerardo González es el Secretario General de dicha Asociación.

ANFACSS viene denunciando desde hace años las políticas privatizadoras de Martinelli y de la idea de unificar la Caja del Seguro Social (CSS) y el Ministerio de Salud (MINSA).

Todos los cargos tienen que ver con acciones atinentes al cargo de dirigentes sindicales y se amparan en el fuero sindical. Estas destituciones representan un claro ataque a la oposición en Panamá y busca mantener a los empleados públicos sin posibilidad de defender sus derechos y de tener una opinión diferente a la del gobierno.

La administración manipuló y tergiversó la investigación para justificar el despido de los dirigentes, además tanto González y Lee han sufrido acoso laboral por parte de la administración. Las acciones que les imputaron a los dirigentes nunca representaron un daño a la Caja del Seguro Social.

La Administración en este caso es responsable de abuso de poder y de intentar lecciones ejemplarizantes contra los demás trabajadores. De las expresiones de los despedidos no se presenta ninguna injuria o daño al honor de persona alguna o de la CSS, solo son responsables de denunciar públicamente los desastres que realiza actualmente la dirección de la CSS.

Después de varios meses se suscribió un acuerdo inicial entre la Coordinadora de Gremios del Sector Salud y las autoridades para que se reinstaurara a los despedidos. Además el pasado once de septiembre del 2013, recordando los convenios de la OIT 87 y 98 que garantizan el fuero sindical, tanto el gobierno como el sector obrero, solicitan a la CSS una pronta respuesta a la restitución ya que a ello se habían comprometido hace más de un año.

Desde el Partido de los Trabajadores de Costa Rica hacemos un llamado a la restitución inmediata de los compañeros y recordamos que esos mismos hechos nefastos de despido a dirigentes sindicales se han presentado en nuestro país, por lo cual nos ponemos al servicio de la lucha por la restitución de los dirigentes despedidos por su lucha social.