Exigimos al Gobierno que abra las fronteras con Nicaragua

La masacre del miércoles en la marcha de las madres en Nicaragua y la creciente persecución de cientos de activistas y luchadores por la caída de la dictadura Ortega Murillo en Nicaragua generan que cientos de nicaragüenses ingresen o intenten ingresar al país. El gobierno de Costa Rica con una política vergonzosa, le responde al pueblo nicragüense aumentado las trabas para el ingreso de migrantes nicaragüenses al país.

En estos días hemos escuchado decenas de testimonios de nicaragüenses que han visto como la embajada de Costa Rica en Managua rechaza el visado de pasaportes a las personas que solicitan la visa para cruzar la frontera huyendo de la persecución del aparato represivo del FSLN.

El pasado 24 de abril la entonces directora del Migración Gisela Yockkchen habló de “valorar la posibilidad de permitir el ingreso, mucha más cuando las personas necesitan ponerse a salvo o salir de su país para evitar estar en un peligro mayor. En ese sentido Costa Rica está muy comprometido con sistemas de protección especial”; en aquel entonces había únicamente 100 personas heridas y 25 muertos, hoy las cifras superan varias veces esos números.

Hoy le exigimos a Raquel Vargas Jaubert directora de Migración y al presidente Carlos Alvarado que abran las fronteras inmediatamente a todos los nicaragüenses que necesiten cruzar hacia Costa Rica para proteger sus vidas y las de sus familias. También que se ejecute inmediatamente una amnistía a todos los nicaragüenses que están en el país y que no pueden volver a Nicaragua por la violencia con que el gobierno está reprimiendo al pueblo.

Ante el conflicto social en Nicaragua la posición del gobierno y la Asamblea Legislativa ha sido hipócrita porque han condenado la represión pero no han defendido la salida de Ortega del poder y tampoco ha realizado acciones en apoyo al pueblo nicaragüense.

Por otro lado, varios de los dirigentes de la dictadura tienen a sus familias viviendo en propiedades y negocios que han desarrollado en suelo costarricense, por lo que esos bienes que son producto del saqueo y la corrupción contra el pueblo de Nicaragua, por lo que deben ser expropiados y nacionalizados sin pago, incluidas sus cuentas bancarias.

Abrir fronteras y romper relaciones diplomáticas

Además de abrir las fronteras el gobierno debe romper inmediatamente relaciones con el gobierno de Daniel Ortega. Que expulse a los diplomáticos nicaragüenses que están en el país, ya que no se pueden mantener relaciones diplomáticas con una dictadura que está masacrando a su pueblo.

De la misma forma se deben romper relaciones con otras dictaduras sanguinarias como la de Juan Orlando Hernández en Honduras, Israel y el régimen de Bashar al Assad en Siria.

¡Por la apertura inmediata de la frontera con Nicaragua!

¡Amnistía general para todos los Nicaragüenses que están en el país y los que necesitan ingresar!

¡Por la ruptura de relaciones diplomáticas de las dictaduras en Centroamérica!