El movimiento estudiantil de cara a la renegociación del V Convenio FEES

ucrpretilDesde el año 2008 en Costa Rica se abrió la discusión acerca del financiamiento de la educación pública en general y, como aspecto destacado de esta, sobre el financiamiento de las universidades públicas. Dicho debate y su correspondiente lucha se prolongó hasta el año 2010, cerrándose con la firma del V Convenio FEES.

Las consignas principales giraron alrededor de garantizar un 8% del PIB para la educación pública en general, y un crecimiento escalonado en el financiamiento de las universidades, de manera que se alcanzara un 1,5% del PIB para el año 2015.

Estos planteamientos fueron respaldados por diferentes sectores universitarios, hasta el punto de que el mismo Consejo Nacional de Rectores (CONARE), por medio de diferentes estudios, manifestó que si el crecimiento real para las universidades era menor al 13%, estas sufrirían recortes presupuestarios en diferentes áreas, entre las cuales figuraban principalmente los cupos para los estudiantes, las becas(el sistema de bienestar estudiantil en general), las opciones de cursos u horarios y la estabilidad laboral de los profesores.

Las universidades salieron a luchar en las calles para defender ese 13% de crecimiento real; dicha resistencia fue traicionada por los rectores dentro de la Comisión de Enlace (con representantes del CONARE y del gobierno), quienes firmaron un FEES de hambre para este quinquenio, el que además de todo, se supeditaba al proyecto de plan fiscal del gobierno Chinchilla.

La respuesta del movimiento estudiantil

Las reacciones de los defensores dentro de las universidades fueron diversas. En general los trabajadores y estudiantes fueron beligerantes, mostrando su descontento con la firma del V Convenio FEES tal y como estaba; en este escenario la juventud de nuestro partido estuvo a la cabeza de la lucha.

Es importante resaltar que una vez firmado el FEES, y ante las reacciones de rechazo al mismo, algunos sectores y tendencias estudiantiles lo aceptaron tal y como se firmó. Concretamente, las corrientes JUNTOS y PROGRE en la Universidad de Costa Rica, desde diferentes perspectivas, defendieron la traicionera decisión del CONARE. No conformes con mantener esa política, apoyaron constantemente a las administraciones universitarias y montaron una ofensiva contra los estudiantes y trabajadores quienes pregonaban la situación vivida en la actualidad: recortes sistemáticos a las condiciones de estudio producto de la firma del V Convenio FEES.

EL V FEES sí produjo recortes

Los recortes producidos por el FEES no se pueden negar; la ofensiva para bajar las garantías de los estudiantes becados se ha hecho presente en la Universidad Nacional, en el Instituto Tecnológico y en la Universidad de Costa Rica. La implementación de becas empresariales, la reducción de beneficios complementarios o los cambios regresivos a los reglamentos de becas, son algunas de las tácticas utilizadas por las administraciones universitarias no asumir problema presupuestario y cobrárselo a los estudiantes becados, quienes tienen las condiciones más difíciles para su desarrollo profesional.

Un aspecto particular son las filas gigantescas en matrícula, y aún peor, estudiantes ¨activos¨ quienes apenas logran incluirse en uno o dos cursos por semestre. Además de esto, el escaso incremento en la cantidad de estudiantes que ingresan es alarmante. Durante los últimos dos años solo ingresaron 36 estudiantes más en relación con los dos anteriores. Estos y otros casos comprueban la realidad anunciada en plena lucha contra el FEES, cuando las comunidades universitarias estaban en las calles, exigiendo un crecimiento real de al menos 13%.

Una nueva perspectiva para la lucha

La renegociación del V Convenio FEES está abierta en este momento. La Comisión de Enlace se encuentra trabajando y las fuerzas comienzan a configurarse, todas recordando las experiencias aprendidas de la lucha del 2010. Hay además un elemento importante para comprender la dimensión de esta lucha: la política de recortes del gobierno hacia la clase trabajadora de todo el sector público.

En efecto, se ha venido atacando a las instituciones estatales en general; prueba de ello fue el fallido plan fiscal y ahora el peligroso Plan B, el cual busca acabar con las garantías de los trabajadores de una manera más abierta y descarada que nunca.

El CONARE es otro de los actores emergentes en la negociación; abrió el tema a lo interno de las rectorías hace pocas semanas, negándose a aceptar el 4,5% de crecimiento real correspondiente a lo firmado en el V Convenio FEES. Sin embargo, a partir de lo aprendido en la pasada negociación, las administraciones de las universidades no serían aliados leales del movimiento estudiantil ni mucho menos de los trabajadores universitarios.

Por otro lado, el movimiento estudiantil, a partir del Encuentro Nacional de Estudiantes Universitarios, comenzó un proceso de reorganización para las luchas, lo cual nutre la organicidad y unidad del movimiento estudiantil y cambia completamente la perspectiva de la resistencia. Esto se materializa en la constante unidad de acción sostenida por las federaciones estudiantiles en diferentes luchas a lo largo del año 2012.

En este marco el movimiento estudiantil tiene una tarea cental en este momento: seguir con el proceso de reorganización en marcha, como forma de garantizar la fuerza del movimiento. Por eso desde el PT somos enfáticos en llamar a los estudiantes a construir el Congreso Nacional de Estudiantes Universitarios y así desarrollar la lucha por el financiamiento de las universidades y de la educación pública en general.

Además hacemos el llamado al movimiento estudiantil en general a unirse a las luchas que desarrollan los movimientos sindicales y comunales, ya que la unidad es la mejor táctica para el movimiento popular en este momento. Solo mediante la unidad de todas las luchas en curso contra de los recortes del gobierno y los ataques a la clase trabajadora conseguiremos la victoria desde la calle.

¡Por un 1,5% del PIB para las universidades públicas!

¡Por la unidad de movimiento estudiantil!

¡Construyamos el Congreso Nacional de Estudiantes Universitarios!

¡Unidad para el movimiento estudiantil y la clase trabajadora en las luchas!

¡Por una agenda nacional de luchas estudiantiles y de los trabajadores!