Carta abierta: ¿Porqué no participamos del Foro de Mujeres Políticas?

Sras. Foro de Mujeres Políticas de Costa Rica

En días pasados recibimos su invitación para participar del Foro de Mujeres Políticas. Anteriormente, en el año 2012, la señora Flora María Abarca también nos había extendido la invitación a integrarnos a una Plataforma de Mujeres, que en ese momento elaboraría las propuestas para presentar al nuevo gobierno.

Tal y como comunicamos en esa oportunidad, de nuevo declinamos la invitación a participar de ese espacio, por nuestras diferencias con la estrategia que están impulsando.

En el Partido de los Trabajadores hemos defendido una política en relación a la mujer, con un claro corte de clase, impulsando un programa dirigido a las mujeres trabajadoras. Hemos sido enfáticos en que nos divide algo mucho más grande que una cuestión de género, nos divide la clase social a la que pertenecemos, y por tanto, aunque podamos encontrarnos en una u otra lucha junto a agrupaciones políticas muy diversas, en los momentos claves, cuando hablemos de lo estratégico para cambiar la situación de las mujeres, sabemos que tomaremos caminos muy diferentes.

Por eso, creemos que el hecho de que mujeres de partidos políticos en apariencia muy distintos, se unan bajo la bandera de la igualdad y la paridad, crean la ilusión de que es posible la unión de las mujeres por encima de sus intereses de clase y esto es falso, porque nos mantenemos irremediablemente divididas.

La representación femenina por sí sola, no garantizará mejores condiciones a las mujeres trabajadoras. El más contundente ejemplo lo tuvimos con la elección de Laura Chinchilla a la presidencia, quien al igual que los hombres que la precedieron, durante su mandato impulsó planes de recortes y el aumento de la miseria para miles de trabajadoras.

Lo mismo ocurrió con la elección de Maureen Clarke en el puesto de la jefatura de fracción del PLN en el 2016, precisamente a partir de la línea propuesta por el foro de Mujeres Políticas. No creemos que, de ninguna forma, con su elección, se garantizaran mejoras para las mujeres trabajadoras, porque tanto ella como su partido representan los intereses de la burguesía de este país.

Queremos efectivamente una mayor participación de mujeres, pero no cualquier representación, queremos a las trabajadoras al frente, para que, junto a sus compañeros de clase, lideren la conducción del país, combatiendo el machismo y todo tipo de opresión.

En nuestro partido, no creemos que la participación económica y política de las mujeres se garantice con acuerdos burocráticos entre partidos, sentándonos en la mesa con aquellos que nos explotan y que son los artífices de los proyectos que atacan a la clase trabajadora.

Nuestro programa se concreta día a día, al lado de las mujeres campesinas, migrantes, jefas de hogar; luchando en defensa de la libertad sindical, del acceso al trabajo para las mujeres, por la igualdad salarial, porque se respeten y amplíen los derechos de las trabajadoras madres. Y el verdadero éxito de estas luchas solo se concreta manteniendo una agenda propia e independiente de la burguesía.

Les decimos a esas mujeres trabajadoras que la única salida es organizándose, mujeres y hombres de la clase trabajadora en una alternativa clasista y de lucha, con absoluta independencia de la clase que nos explota y un programa socialista. Sólo así conquistaremos la igualdad social, económica y política de la mujer.

Atentamente,

Jessica Barquero.

Candidata a la vicepresidencia, Partido de los Trabajadores